Páginas vistas en total

martes, 12 de noviembre de 2013


El lenguaje es, desde tiempo inmemoriales, algo inherente al ser humano. Por eso evoluciona casi como si fuera un ser vivo. El lenguaje nace, se desarrolla, evoluciona y en algunas ocasiones, también muere. 

Diariamente usamos multitud de palabras que, por habituales, olvidamos que también tiene una historia en la mayoría de los casos muy curiosa. 

Infinidad de ellas tiene su origen en el Latín y algunas menos en Griego, aunque en ocasiones ocurre que sus significados van cambiando y adecuándose a nuestros días.

No hay comentarios:

Publicar un comentario